martes, 19 de enero de 2010

orientación vocacional 8

Roger Van Dalen era alto, altísimo, en resumen: una huevadaza. Le decíamos “Chulapi”. Su viejo era un holandés amarillo y enorme como un rey medieval. Roger no era holandés como su viejo pero parecía holandés. Tenía el cabello rubio, los ojos azules y hubiese podido pasar por un holandés si nunca hubiese abierto el hocico. Cuando abría el hocico se le desteñía toda la estirpe. Chuchamadreaba, callejoneaba, escupía, se sonaba un moco, reconchasumadreaba y cuando le gustaba una chica se le acercaba diciéndole: “Amiga, ¿conoces el mar?”. Con la música era igual. Oía Grupo Niche cuando nosotros estábamos con los Guns y a Eddie Santiago cuando nos estábamos reventando a pogazos con Nirvana. Roger venía a nuestras fiestas para no quedarse solo pero como no le ponía mucho la música juntaba varias sillas y se echaba a dormir. Roger era un tipo genial con el único problema de haberse matriculado en el colegio equivocado. Igual que yo. Tal vez por eso fuimos tan patas. Yo era un talareño feliz y asustado y Roger me desahuevó. Me llevó a la trinchera norte a chuchamadrear un poco de grones, a patear penales al parque y a mandar al carajo la movilidad para chapar el Covida de vuelta a casa. Fue también uno de los primeros en reventarme a combos y en las vacaciones me invitó a una fiesta patronal donde me pegué mi primera huasca de tres días. Cuando bajamos del bus me dijo: “Bienvenido a Huando, donde las naranjas no tienen pepa y las mujeres nunca dicen que no”. Una buena frase que él mismo se encargó de desmitificar acercándose a las chicas con frases como “Amiga, ¿conoces el mar?”. No volví a ver a Roger después del colegio. Según supe, estudió Arqueología y ahora da clases en San Marcos. Calculo que si sigue desahuevando chibolos debe ser un buen profesor. También me enteré que está felizmente casado y tiene dos pequeños niños rubios. Cuando lo imagino en casa con su esposa viendo sus dvds de Eddie Santiago, me gusta creer que lo primero que le dijo a ella también fue: “Amiga, ¿conoces el mar?”


7 comentarios:

Anónimo dijo...

tamales de huara... oe no es un prototipo de nuestro amigo tampax, también conocido como gringo por la huevas...
está bien cheeeeere

Helí dijo...

profundo el hombre a su manera xD

Mari dijo...

cuando lo empezaste a describir me recordó a tu amigo giampa (tambien) pero ya luego no se pareció pq segun dicen por ahi, giampa es todo un ladies man.

ah y lo q iba a decir inicialmente:
qué ternuraaaaaaaaaaaa la última parte

hushabye dijo...

hola!!! que bueno haber encontrado este blog. He leído todos tus cuentos de loscuentos.net, y ya estoy algo aburrida de tener que leerlos una y otra vez, a pesar de que nunca me cansan. Como las anécdotas de mi abuelo, que repite y repite pero aun así siempre quiero volver a escucharlas.

tienes alguna página donde pueda leer más cuentos tuyos?

noseasloco dijo...

pierre: yo escuchaba en el cole a Niche, Eddie Santiago, Frankie Ruiz, Willie Gonzáles, HIldemaro y un largo etc... peeeeero, también escuché guns y nirvana...

y bueno, no soy gringo pero sí alto

Pierre dijo...

xD pos ahora que lo dicen, si me recuerda a gianpa a mi también, pero Roger era mucho más berraco. Gianpa al menos no mezcla ron con kanú y amanece con una batea en la cabeza.
noseaslocope

hushabye, luego que salí de la página de los cuentos tuve este blog:

http://yujuuuuuu.blogspot.com/

ahora tengo este q lees y este
http://lascancionesfavoritasdebrucelee.wordpress.com/
son los que más actualizo

tambiénnn tengo este:
http://alg0contig0.wordpress.com/
y aqui puedes ver mis cortos animados
http://www.youtube.com/user/yujuuuuuu

nos vidriosss

Imberbe_Muchacho dijo...

y porque la obsesion con el mar?